Depende de cada uno de nosotros.

G. Saúl García Cornejo.

Estimados lectores, para empezar: ¡Feliz año 2019!
Es usual que hagamos planes para el año que apenas comienza. Los infantes, por supuesto los todavía en edad de la “inocencia” –cada día más extraña- harán sus “cartas a los Reyes Magos”, con la aspiración de recibir determinados regalos, merecidos o no. Y por supuesto ajustados a los presupuestos de los “Reyes”, aunque por lo regular escogerán éstos algunos juguetes de moda y de “vida” muy corta, más si son “chinos”.
Por parte de los adultos, es tradicional planificar desde bajar de peso, conseguir ahora sí una pareja, tal vez lograr aumento de sueldo, y en fin, desde la perspectiva material lograr algún “progreso” generalmente marcado por un estatus deseado, aunque sea superficial.
Pocos serán los que sí hagan proyectos de fondo. Por ejemplo, cambiar sustancialmente la idiosincrasia personal. Buscar la concreción de una transición que nos coloque –sin exagerar- a 180°
Un cambio importante es tener como regla de vida la solidaridad, la fraternidad y por supuesto, participar en la vida socio-política, al menos de nuestro vecindario, de nuestra comunidad o el municipio.
Se entiende que no todos querrán sumarse a una asociación de colonos, y mucho menos a un  Partido Político. Las razones sobran y son desde luego, obvias y entendibles. La confianza es cada día más exótica y extraña en los asuntos ciudadanos.
Hay distintas formas de participar en la vida política, aunque no nos interese o no tengamos confianza en las organizaciones que se supone, deben tener ésa misma finalidad.
Por ello, algunos ciudadanos que vivimos aquí decidimos conformar una organización un tanto distinta a las tradicionales y de por sí “contaminadas” por políticas erróneas o de conveniencia ajena a los intereses generales de los habitantes y ciudadanos de Celaya.
La llamamos inicialmente “Contraloría Ciudadana”. Estos son sus objetivos generales:
1.- La Contraloría Ciudadana, se compondrá de grupos ciudadanos de perfil demócrata, conformados en principio por beneficiarios, usuarios, contribuyentes y habitantes de Celaya, de la zona Laja-Bajío, después del Estado de Guanajuato y la República Mexicana; con la finalidad de vigilar, supervisar, evaluar y dar seguimiento a las acciones en materia de infraestructura social, cultural, económica, y de las políticas públicas que se generen o produzcan, y opinar o coadyuvar y gestionar las que se requieran; 2.- Promover, difundir y concretar la participación ciudadana en los asuntos de interés público, afianzando la democracia participativa, de cara a las Autoridades, funcionarios y todo ente, u organismo de gobierno en sus tres niveles; 3.- Promover, difundir y exigir en forma pacífica, legal y ordenada la transparencia y rendición de cuentas de toda autoridad, funcionario u organismo de gobierno en sus tres niveles; 4.- Promover y difundir ante la ciudadanía una cultura cívica, con respeto a los derechos y en cumplimiento de las obligaciones, en forma pacífica, informada, responsable y, propositiva, de manera enunciativa, no limitativa; 5.- Vigilar, prevenir y/o denunciar irregularidades, incumplimientos, nepotismo, desvío de recursos, mala calidad de obras e infraestructura social, cultural, de servicios públicos y todo aquello que incida en el desarrollo social, cultural, económico y político; 6.- Vigilar, prevenir y/o denunciar que los programas públicos inherentes al ejercicio gubernativo, no se utilicen con fines políticos-partidistas, electorales, de lucro privado o religiosos y con otros usos, destinos o finalidades ajenas al ejercicio público; 7.- Solicitar en tiempo y forma, la información pública y/o gubernamental que sirva a los propósitos de ésta Contraloría Ciudadana.
Perfil requerido: a).- Ser mexicanos, ciudadanos en pleno ejercicio de sus derechos y obligaciones. Con domicilio en esta localidad y/o en cualquier parte de la República Mexicana; b).- Ser ciudadanos con representación o reconocimiento social o político o académico o de opinión pública, o comunicadores, en el municipio de Celaya, en la región Laja-Bajío, en el Estado de Guanajuato y en la República Mexicana; c).- Ser honestos y sin antecedentes penales; d).- No ostentar o detentar ningún cargo público, ni de ningún órgano o instituto partidista-político o religioso; f).- Ser demócratas; g).- Tener actitud y aptitud independiente, sin servilismo ni servidumbres. Tener libre disposición para defender y exigir respeto a los Derechos Humanos, en igualdad y fraternidad, sin distingo por razones de edad, género, condición social, cultural, ideológica o económica, o física.
Quiere decir pues, que es necesario vigilar a las autoridades materiales para exigir que cumplan su cometido. Y no hay hasta ahora, alguna organización que de verdad funcione y la razón es simple: ¡NO TIENEN INDEPENDENCIA!
En cada casa, en cada colonia o comunidad estaremos atentos a las fallas y omisiones del gobierno municipal inicialmente, e igual reconoceremos aciertos y cumplimiento cabal.
Para lograr la eficacia, la operación será por sectores o colonias y comunidades, podrán participar todos aquéllos que reúnan el perfil planteado, no con la idea de discriminar, sino simplemente de asegurar lo más posible no contaminar la agrupación con intereses ajenos al objetivo, ni politizar negativamente el proyecto.
Es una meta para este 2019 que apenas se asoma. Haré la convocatoria en unos días más, pues me falta concordar las reglas de administración y organización, así como acordar la representación ejecutiva. Ya les iré informando y desde luego, les invito a participar.
¿Qué opinan, estimados lectores?

Comentarios Facebook

Ir a la barra de herramientas