Destellos de Vida

Tatuajes

Saby Cash

De niña, cuando miraba a alguien , que traía un tatuaje,
me causaba malestar no me gustan que se tatuen el cuerpo.
Crecí, y seguí con la misma idea.
Llegó el momento de que conociera,
el amor en carne propia.
Tú, me tatuas con tu modo de ser,
recorres cada espacio de mi corazón,
lo marcas y lo remarcas con tu amor,
lo dibujas despacito, muy suavecito, lentamente
y lo vuelves a remarcar, para que no quede ningún espacio
sin tu tinta.
Lo haces hasta qué quede bien delineado y pintado.
Pintas cada deseo que quieres y buscas
el espacio exacto.
Me miras y me pides permiso, para cada caricia.
Me dibujas con tus labios, con tus manos.
Tatuajes, que forman el amor,
sin límites y llenos de colores.
Mujer llena de tatuajes,
no hay ningún espacio de mi cuerpo,
que no lo hayas marcado.
Con tus besos, con tus caricias y tu forma de amar.
Deliro que llenas las noches, con plumas de tu tintero.
Llena muy bien ese tintero, para que
nunca le falte, y así me llenes de ti.
El silencio de la noche, está tatuada con tu olor,
con tu cuerpo, con todo tu ser.
Tatuame el alma y llevame montada sobre
el caballo blanco, y volemos a otros mundos,
los cuáles, están llenos de la esencia del
verdadero elipse del deseo, del sexo, y del
clímax de la pasión.
Qué despertemos al tatuar nuestros ser,
a lo sabroso, al delirio y al perfume de nuestros cuerpo.
La infancia quedo atrás y el miedo de tatuar
el cuerpo, también.
Yo Soy tuya, me marcaste el cuerpo, el alma,
junto con mi espíritu.
Busquemos la oscuridad de la noche y
amemonos tanto que, la misma noche
querrá unirse a está pasión desenfrenada, llena de locura.
Hagámola cómplice para que nos tatúe con su embrujo,
y que suelte su hechizo, para que nuestras almas
se tatuen con nuestro amor, para siempre.
Los tatuajes, llevan nuestro nombres.

Related posts